El personal branding se trata de un concepto que engloba todas aquellas acciones que se llevan a cabo con el fin de gestionar de manera positiva la marca personal. Pero antes de entrar en materia y entender qué es y cómo se puede mejorar, cabe destacar a qué se refiere el concepto de marca personal.

Se puede definir el concepto de marca personal como la huella que deja una persona física en su entorno, a través de sus acciones, ya sean en el ámbito laboral o en el personal. Cualquiera puede disponer de una marca personal, ya que esta se cimenta bajo los valores personales de cada uno, así como de todas sus acciones. Grandes ejemplos de una correcta gestión de la marca personal, lo que se conoce como personal branding, son empresarios de la talla de Steve Jobs, Yves Saint Laurent, Iris Apfel o Cristina Oria. Son personas que se pueden ligar directamente a grandes proyectos, pero que siempre se han mantenido como la cara visible de los mismos.

Y esto es posible gracias al personal branding, que se basa en la gestión correcta de todas las acciones que engloban la marca, como la imagen, la reputación, los valores, los objetivos, la responsabilidad social, etc.

Si estás intentando establecer una imagen de marca personal positiva y no sabes cómo hacerlo, sigue leyendo para encontrar algunos consejos para lograrlo.

 

Quiero mejorar mi personal branding, ¿Cómo lo hago?

Algunos pasos imprescindibles a seguir para conseguir mejorar el personal branding son los siguientes:

  • Constancia: una marca personal, como cualquier otro tipo de marca, no se construye de la noche a la mañana, precisa de tiempo, de implicación y de trabajo constante. Una de las maneras más utilizadas en la actualidad para gestionar una marca personal es a través de las redes sociales y estas, una vez más, precisan de constancia, de publicaciones prácticamente diarias a través de distintos formatos con el fin de que el algoritmo muestre el contenido y se mejore el posicionamiento.
  • Creación de contenido de calidad: en relación con el contenido previamente mencionado, cabe destacar que este debe ser de calidad. Deben ofrecerse publicaciones que puedan ser de interés para el resto de usuarios, con el fin de generar engagement, incrementando el número de seguidores y, por ende, mejorando la imagen de marca. Una gran forma de conseguir crear contenido de calidad de manera constante es a través de la utilización de un calendario de contenidos, que ayuda a programar cuáles serán los próximos movimientos en las distintas redes sociales.
  • Práctica de networking: la finalidad de llevar a cabo la actividad de networking es conseguir ampliar la red de contactos a nivel profesional, lo que puede llegar a traducirse en la aparición de nuevas ofertas profesionales o la creación de nuevos proyectos o colaboraciones. Esta práctica se puede llevar a cabo en distintos escenarios, ya sean físicos como eventos, conferencias o coworkings, entre otros; o en el entorno digital, como puede ser a través de aplicaciones tales como LinkedIn, que permite establecer conexiones laborales desde cualquier lugar.
  • Definición de objetivos: también es imprescindible fijar una serie de metas con el fin de adaptar cada una de las acciones que se van a llevar a cabo a la consecución de estas. Los objetivos deben seguir la estructura SMART, es decir, deben ser objetivos específicos, medibles, asequibles, relevantes y temporales. También es posible que estos objetivos varíen a lo largo del proyecto, precisando de la readaptación de las acciones a los mismos.
  • Diferenciación de los competidores: en la actualidad, el número de profesionales de cualquier sector es superior al de décadas anteriores. Gracias a que en la actualidad el acceso a la educación superior es más fácil que antaño, el número de personas preparadas es mayor, por lo que se precisa de algún rasgo diferenciador para conseguir sobresalir entre los demás. Especializarse en un mercado poco explotado, ofrecer gran calidad o productos y servicios innovadores son algunas formas de diferenciarse.

Estos son solo algunos consejos para mejorar el personal branding, pero existen otras formas de conseguir que los resultados de la gestión de la marca personal sean más positivos, ¿conoces alguna otra manera de lograrlo?