Las redes sociales son una de las innovaciones tecnológicas más influyentes de los últimos tiempos. Desde que aparecieron por primera vez en los años 70, hasta la actualidad, estas herramientas tecnológicas se han convertido en piezas clave de nuestro día a día, tanto para su uso profesional, como simplemente para disfrutar de un rato de ocio. 

Según diversos estudios, aproximadamente el 90% de la población de nuestro país utiliza redes sociales y su uso diario es de una media de dos horas.

Pero, ¿Cómo han llegado a convertirse en un fenómeno de masas? Conoce todo acerca de estos nuevos medios de comunicación digitales a continuación.

 

Historia de las redes sociales, tipología y actualidad

Como se adelantaba anteriormente, el origen de las redes sociales data de los años 70, concretamente del año 1971, momento en el que apareció por primera vez un contacto digital a través de un correo electrónico, convirtiéndose en el primer antecedente de las relaciones sociales online.

Pero no fue hasta el año 1994 cuando apareció la que está considerada como la primera red social como tal, GeoCities, fundada por David Bohnett y John Rezner y que ofrecía la posibilidad, a los usuarios, de alojar sus propias webs en secciones que se conocían como “barrios”.

Tan solo tres años más tarde, en 1997, apareció SixDegrees, una red social de aspecto más similar al de las plataformas a las que estamos acostumbrados en la actualidad, puesto que en ella se podían indicar las relaciones sociales existentes entre usuarios, tanto en la propia red social, como en la vida real.

En los años 2000 nacieron varias de las redes sociales que marcan la pauta en la actualidad. En 2002 llegó LinkedIn; 2004 fue testigo de la aparición de la red social por excelencia, Facebook y dos años más tarde, en 2006, también llegó a nuestras pantallas Twitter. No fue hasta 2010 que le llegó el turno a otra de las grandes plataformas del sector, Instagram.

 

Ahora que ya conocemos brevemente la historia de estas nuevas estructuras sociales tecnológicas, cabe destacar que existen distintos tipos de aplicaciones con estas características, las cuales se pueden dividir en función de distintas características del siguiente modo:

  • Redes sociales según el público objetivo: esta clasificación depende directamente de los usuarios a los que se dirigen. Podemos distinguir dos grandes grupos:
    • Según su actividad: las principales actividades que se suelen llevar a cabo en redes sociales y que ayudan a clasificarlas son el microblogging, la comunicación de juegos y la geolocalización.
    • Según su contenido: como su propio nombre indica, esta clasificación se basa en criterios de contenido para dividir las distintas redes sociales. De este modo, podemos distinguir plataformas para compartir opiniones acerca de libros, para crear y compartir presentaciones o para tratar temas de actualidad, entre otros ejemplos.
    • Según su temática: dependen del perfil de los usuarios al que están dirigidas las redes sociales. Estas pueden ser profesionales, redes sociales de contactos, o de compras, por ejemplo.
    • Redes sociales horizontales: también se denominan redes sociales generalistas y son aquellas que no tratan acerca de ninguna temática concreta, sino que su fin último es el de establecer relaciones entre los usuarios. Algunos ejemplos de este tipo de redes sociales pueden ser Instagram o Facebook.
    • Redes sociales verticales: a diferencia de las anteriores, estas tratan acerca de un contenido específico y especializado. Dentro de las redes sociales verticales también podemos hacer la siguiente distinción:
  • Redes sociales según su contenido: como afirma su propio nombre, este tipo de redes sociales basan su clasificación en el tipo de contenido que se comparte.
    • Redes sociales de fotografía: aquellas que ofrecen como función principal la posibilidad de compartir fotografías, como Tumblr o Pinterest.
    • Redes sociales audiovisuales: en las que se comparten principalmente vídeos. Se pueden destacar algunos ejemplos de redes sociales generalistas como por ejemplo Instagram o Facebook o bien algunas especializadas en este tipo de contenido, como YouTube o Vimeo.
    • Redes sociales musicales: aquellas que tienen la música como contenido principal, como por ejemplo Spotify.
  • Redes sociales según su temática: son un tipo de redes sociales verticales cuya principal característica común es la temática que tratan. Existe un gran número de redes sociales divididas según su temática, pero las dos más distintivas son:
    • Redes sociales sobre hobbies y aficiones: pueden ser redes sociales acerca de viajes, de libros o de cocina, por ejemplo.
    • Redes sociales profesionales: son aquellas destinadas a establecer relaciones laborales entre los usuarios, funcionando a modo de networking.

De todas las tipologías mencionadas, destacan varias plataformas que gracias a sus características han ido atrayendo cada vez a más público, convirtiéndose en las redes sociales más utilizadas. Dentro de este listado podemos destacar las clásicas Facebook, WhastApp, Instagram, WeChat, TikTok y LinkedIn.

Pero también es importante mencionar otras redes sociales más desconocidas pero que marcarán tendencia este 2022, como son Nextdoor, Reddit, Goodreads o Caffeine. No te las puedes perder, ya que estamos seguros de que van a dar mucho de qué hablar en los próximos tiempos.  

 

El papel de las redes sociales en el Marketing Digital

Como se comentaba anteriormente, las redes sociales no solo son una aplicación utilizada por los usuarios para pasar el tiempo libre, sino que se ha convertido en una herramienta para muchos sectores, principalmente para aquellos que cuentan con proyectos de marketing digital. Esto es debido a que este tipo de plataformas se han convertido en la pieza clave para llevar a cabo comunicación empresarial de manera global, ya sea entre compañías o bien entre una marca y su público objetivo. Por esta razón, las redes sociales se han convertido en una pieza clave del plan de marketing de cualquier empresa

Y es que podemos destacar múltiples ventajas a la hora de implementar estas nuevas herramientas en una estrategia de marketing digital:

  • En primer lugar, el alcance conseguido por las publicaciones en redes sociales es superior al que puede lograr otro tipo de publicidad más tradicional, como los spots televisivos o los carteles publicitarios. Esto supone un aumento de visibilidad para la marca que está llevando a cabo la campaña de marketing.
  • Es uno de los pocos formatos de marketing que permiten conocer en profundidad al público objetivo, gracias a un fenómeno que se conoce como escucha social. Esto es posible gracias al análisis de los comentarios y menciones de los usuarios acerca de una marca en concreto. Esto va a permitir, no solo saber lo que piensan en todo momento, sino también adaptar los productos o usuarios a las necesidades que la gente reclama en redes.
  • Las publicaciones publicitarias en redes sociales son capaces de ayudar a incrementar el tráfico hacia la página web. Gracias a que los formatos publicitarios de estas plataformas permiten enlazar la web corporativa, los usuarios no solo consumen el contenido en las redes sociales, sino que pueden ir más allá, estando más cerca del proceso de compra.
  • Las redes sociales son capaces de reforzar la imagen de marca de manera positiva. Además, son un medio idóneo para realizar los arreglos necesarios en caso de que esta imagen se vea perjudicada por alguna acción en concreto.
  • Permite fidelizar a los clientes y mejorar la atención a los mismos a través de la publicación de contenidos como ofertas, información de interés o similares. También son medios que permiten establecer comunicación directa entre marcas y usuarios.
  • Y todo esto es posible a un coste inferior al de otro tipo de formatos utilizados en marketing. Además, es posible realizar un seguimiento constante de los resultados, con el fin de poder llevar a cabo los cambios pertinentes en cualquier momento.

Ahora bien, puede que una de las preguntas más importantes en este punto sea: ¿Cuál es la mejor manera de implementar estas redes sociales en una estrategia de marketing digital?

Realmente no hay trucos infalibles para conseguir los resultados deseados a través de estos medios, pero sí que existen algunos aspectos a tener en cuenta y una serie de pasos a seguir para conseguir que la estrategia de marketing digital sea lo más eficaz posible:

  • Definición de los objetivos SMART de la campaña de marketing digital a través de redes sociales.
  • Definición del público objetivo de la campaña.
  • Selección de las redes sociales que mejor se pueden adaptar tanto a los objetivos como al público objetivo definidos.
  • Elaboración y planificación de un calendario editorial de contenidos en redes sociales.
  • Adaptación del contenido publicitario a cada una de las redes sociales seleccionadas.
  • Creación de contenidos novedosos y llamativos para mejorar los resultados.
  • Análisis de resultados y realización de los cambios oportunos.

En relación con el análisis de resultados, cabe destacar que existen una serie de parámetros, también conocidos como KPIs, que se deben medir para establecer la eficacia de una campaña de marketing digital en redes sociales. Estos son:

  • CTR: cantidad de veces que se ha hecho clic sobre el enlace en relación con el número de veces que se ha visto la publicación.
  • Tasa de conversión: cuántos usuarios de los que visitan la publicación realizan la acción que se pretendía con la campaña de marketing, ya sea convertirse en leads, en clientes finales, en suscriptores, etc.
  • Tasa de engagement: se puede medir este parámetro de manera sencilla de dos formas principales, en primer lugar, dividiendo las interacciones en un período de tiempo concreto entre el número total de seguidores y multiplicando el resultado por cien, o bien dividiendo las interacciones en un margen de tiempo concreto entre el alcance de la publicación y multiplicando el resultado por cien.

Además de estas, existen otros parámetros que se pueden medir de manera más sencilla, estos son:

  • Tasa de Rebote
  • Número de publicaciones
  • Duración media de la sesión
  • Total de seguidores
  • Usuarios nuevos
  • Número de compartidos
  • Número de suscritos 

 

Publicidad en redes sociales: la nueva manera de promocionarse

Ahora que ya conocemos cómo implementar las redes sociales en una campaña de marketing digital, cabe destacar cuáles son las principales plataformas utilizadas para este fin y qué herramientas son las que se usan para conseguirlo.

En primer lugar, una de las herramientas de marketing digital en redes sociales más utilizadas en las campañas es Facebook Ads que, como su propio nombre indica, es el mecanismo usado por Facebook para este tipo de acciones. Las funciones principales de Facebook Ads son:

  • Creación de anuncios segmentados en base al público objetivo del anunciante.
  • Interacción entre marca y usuarios, generando engagement.
  • Medición y análisis de alcance y resultados.

Otra de las plataformas que más se utilizan en la actualidad cuando hablamos de marketing digital en redes sociales es Instagram for Business, la herramienta de publicidad de Instagram. Esta destaca gracias a sus funciones y las aplicaciones que ofrece a los perfiles empresariales:

  • Ofrece la posibilidad de crear perfiles de empresa, también conocidos como Business Profiles, que permiten llevar a cabo relaciones con los seguidores de manera más sencilla, además de incluir el enlace a la web corporativa en la biografía.
  • Permite medir los insights, a través de una herramienta que mide los resultados obtenidos tanto con las publicaciones de pago como con el contenido orgánico.
  • Hace posible la promoción de una marca a través de la creación de publicidad de manera directa desde la propia aplicación de Instagram.
  • Permite mostrar un catálogo de productos a través de la sección de Instagram Shopping.

La siguiente herramienta de marketing digital en redes sociales que cabe destacar es Twitter Ads, ligada a la plataforma de microblogging Twitter. Esta ofrece múltiples funciones beneficiosas para cualquier campaña de publicidad online:

  • Incremento del alcance de la publicación, sea cual sea el formato utilizado.
  • Al permitir enlazar con páginas externas, hace posible un aumento en el número de descargas de la aplicación o de la página web.
  • Incremento en las interacciones llevadas a cabo con una publicación.
  • Aumento del número de seguidores de una cuenta.

Por último, la cuarta red social que merece ser destacada en esta sección es la plataforma profesional LinkedIn y su herramienta publicitaria LinkedIn Ads. En este caso, las ventajas ofrecidas por la misma son:

  • Posibilidad de publicar ofertas de empleo y, por parte de los usuarios, posibilidad de presentar su candidatura.
  • Posibilidad de creación de una red de contactos, es decir, práctica de networking.
  • Promoción directa de productos y servicios.
  • Posibilidad de analizar los resultados.  

 

El impacto de las redes sociales en la sociedad. Usabilidad y adicción

Pero a pesar de los múltiples usos positivos que se le puede dar a las redes sociales, tal y como se ha destacado anteriormente, estas plataformas digitales también pueden tener un impacto negativo en los usuarios, llegando, en los casos más extremos, a provocar adicción a las mismas. Para evitar estos y otros resultados indeseados, es importante seguir una serie de sencillos consejos para realizar un uso correcto de las redes sociales:

  • Bajo ningún concepto publicar información o datos privados a través de estos medios.
  • Verificar la información que se recibe o que se consume a través de las redes sociales.
  • No publicar información ni datos de terceras personas sin su consentimiento explícito.
  • Mantener el perfil de usuario de manera privada y únicamente aceptar solicitudes de personas conocidas.
  • Tener cuidado con la libertad de expresión y sus límites.
  • Al compartir cualquier tipo de información, se recomienda mencionar la fuente de la cual se ha extraído.

Además, cabe destacar que el impacto de las redes sociales puede variar en función de la edad del usuario, siendo dos de los grupos más vulnerables en este sentido los adolescentes y los niños que utilizan estas plataformas. Por esta razón, existen determinadas redes sociales dirigidas directamente al público infantil, entre las que destacan Banana Connection, Lego Life, PlayKids Talk, GoBubble y PopJam

 

Sostenibilidad y redes sociales. Un beneficio para todos

Si cuando hablamos de redes sociales hablamos de innovación y beneficios, podemos llegar a conseguir la unión perfecta si además incluimos en la ecuación la sostenibilidad.

En los últimos tiempos estamos viviendo un notorio cambio en los hábitos de consumo de los usuarios y las redes sociales son uno de los medios más utilizados en la actualidad para influenciar, de ahí que se esté aprovechando este increíble altavoz para remar todo hacia la dirección, tan necesaria como deseada, la sostenibilidad.

Son muchas las empresas que en los últimos años se han puesto la etiqueta verde y se han sumado al carro de la lucha por un futuro sostenible. Y qué mejor forma de mostrar al mundo estos avances y los proyectos que están llevando a cabo para conseguir resultados más ecológicos que las redes sociales.

No se trata de un proceso sencillo, puesto que hay que llevar a cabo un cambio total de paradigma empresarial y comenzar a implementar todas las acciones necesarias para conseguirlo, pero siguiendo unos sencillos pasos es posible crear conciencia social a través de estas plataformas:

  • Desarrollando empatía
  • Entendiendo y captando las necesidades sociales
  • Convirtiéndose en parte de la comunidad digital
  • Dando a conocer el propósito de la marca
  • Respaldando este propósito con acciones concretas

Y es que esta implementación de campañas de sostenibilidad en redes sociales tiene grandes ventajas asociadas, tales como:

  • Son capaces de generar un impacto positivo en los usuarios y en otras compañías para conseguir una transformación hacia un futuro más sostenible.
  • Permiten mejorar la imagen corporativa y, por ende, mejoran su reputación.
  • Atraen a un mayor número de stakeholders.
  • Se convierten en un ejemplo a seguir, tanto por otras empresas como por los propios usuarios.
  • Mejoran el ambiente laboral gracias a las políticas sostenibles que se implementan internamente.    

 

Social Recruitment: todo lo que debes saber

Como se comentaba anteriormente, uno de los usos que se les da a las redes sociales en la actualidad está directamente relacionado con el ámbito laboral. No solo se utilizan como herramientas en muchos sectores de trabajo, sino que además son un instrumento usado tanto por empresas como por trabajadores a la hora de entablar una relación profesional, convirtiéndose en un medio perfecto para encontrar trabajo. 

Algunos ejemplos de redes sociales utilizadas para llevar a cabo Social Recruitment, como también se conoce a estas relaciones establecidas entre profesionales, son: LinkedIn, B4work, Xing, Womenalia y Universia.

Para aquellas empresas que desean buscar profesionales a través de medios digitales, los pasos a seguir para captar nuevos perfiles son de lo más sencillos:

  • Definición del perfil de trabajador que se quiere contratar.
  • Establecimiento de una correcta imagen comercial, laboral y empresarial.
  • Preparación de un plan de contenidos enfocado a la obtención de personal.
  • Identificación de las redes sociales donde se va a difundir el contenido definido para la captación de empleados.
  • Establecimiento de un plan de Talent Engagement llamativo.
  • Aplicación de manera correcta de una estrategia de Social Recruiting.
  • Análisis de resultados y mejora de la estrategia de Social Recruiting.

Pero, ¿por qué es tan interesante la práctica de este nuevo formato de contratación de personal? Dadas las múltiples ventajas asociadas a esta práctica:

  • Eliminación de barreras físicas.
  • Incremento del alcance de las ofertas laborales e inmediatez de las mismas.
  • Mejora en el acceso a la información y a los datos.
  • Capacidad de atraer nuevos perfiles de sectores más innovadores y tecnológicos.
  • Mejora de la rentabilidad del proceso de selección de personal.

Como veis, son múltiples las opciones ofrecidas en la actualidad por las redes sociales, ya sea para su uso personal enfocado al ocio, como para un uso más profesional. Aunque esto es tan solo una aproximación de lo que estas pueden presentar, dado que el uso dado y los resultados conseguidos dependen directamente de cada usuario.